RESEÑA DE SUPERLOPEZ NÚMERO 1

0
7

Hace un par de meses os dejé un post en el que hablaba de la parodia española de Superman en el cómic, el conocido personaje llamado Superlópez, creado por Jan. Pues comenzamos hoy con una serie de reseñas de los tebeos de este divertido superhéroe que nos va a escribir Paco Tolosa, diseñador de los logos de este site, miembro del equipo de Más que Cómics y, a partir de ahora, también articulista. Paco nos comentará los cómics sin necesidad de explicar el argumento de forma lineal, comentando aquellos aspectos interesantes y aportando su opinión. Y para hacer las cosas en orden, comienza con el primer cómic largo de Superlópez, de 1989. ¡Dejad de hacer pajaritas de papel y a leer la reseña, cachislamar!

SUPERLÓPEZ NÚM. 1 (1989)


LAS AVENTURAS DE SUPERLÓPEZ


Guión y dibujo: Jan
Reseña de Paco Tolosa

Después de su periplo en la editorial Eurodit entre 1973 y 1974, y sus primeras historietas para Bruguera entre 1974 y 1978 en las que Superlópez no era más que un personaje mudo de tiras cómicas cortas, el personaje renace y cobra un nuevo impulso a partir de 1979 (si Superlopez fuera de DC o de la Marvel hablaríamos de un reboot), cuando Jan, creador del mismo, inicia una fructífera colaboración con el guionista Efepé. Este último, con sus  guiones ácidos y corrosivos, consigue dotar al personaje de trazos redondeados y nariz generosa, de una identidad propia, hasta hacerlo ser mucho más que lo que empezó siendo: una simple parodia de Superman.

El primer fruto de esta colaboración se publicó bajo el nombre de Las aventuras de Superlópez. Fue el primer tomo formato álbum publicado por Bruguera, compuesto por varias historietas cortas, de unas diez páginas cada una de ellas. La primera, llamada El origen de Superlópez, es un claro homenaje al mito sobre el que se basa. El planeta de origen, Chitón, el nombre real de Superlopez, Jo-con-él, su llegada a la Tierra en una nave espacial y la adopción por una pareja de terrícolas, los López, toda la historieta es un guiño al origen del Hombre de Acero. La única diferencia es que Jo-con-él es enviado a la Tierra no por que Chitón estuviera en peligro y su padre quisiera salvarlo, sino debido a la proverbial torpeza de nuestro héroe. Especialmente divertida es la viñeta en la que su padre llora por los pobres terrícolas que recojan a su “afortunado” hijo.

El resto de historietas, Contra Luz Luminosa (villano que también parodia al archienemigo de Superman, Lex Luthor, con una calva tan bruñida que provoca ceguera al reflejar luz en ella), Chiclón Ataca (en esta aventura, “viaja” tan a menudo al Polo Norte que decide construirse el refugio Villa Soledad en otro claro guiño al Hombre de Acero), Contra el Gladiador Galáctico (primera aparición de Luisa Lanas, la Lois Lane de nuestro héroe, otra reverencia más y van unas cuantas), Guerra en la dimensión oscura, La increíble Maza, La Pesadilla Atómica, y El día del Robot, están llenas de ese mencionado humor corrosivo y ácido, no exento de crítica social. El especulador inmobiliario, el compañero pelota y rastrero (curiosa la evolución de Jaime González -otra parodia a un secundario de Superman, Jimmy Olsen– de enemigo en las primeras historietas a amigo íntimo), el jefe explotador, el militar obsesionado con abrir fuego a las primeras de cambio, todos tienen su pequeño lugar en este microcosmos tan coral.

En este primer tomo podemos vislumbrar las señas identificativas que se repiten en posteriores historietas: viñetas plenas de gags en segundos planos, gags recurrentes que sirven de nexo de unión (Juan López dedica la mayor parte de su horario laboral en hacer pajaritas, el tráfico congestionado de tal manera que los coches aparcan los unos sobre los otros, un Juan López recién levantado y somnoliento que siempre pide un billete para Masnou en la cafetería y un café y un croissant en las taquillas del Metro, etc.), escenarios realistas (excepcionales las recreaciones de ciudades europeas), coloración alejada de la típica de Bruguera y más cercana al estilo europeo, estructuración de la historieta en capítulos, etc. etc. Pero sobre todo, cabe destacar la introducción de personajes secundarios que tendrán un papel importante en posteriores aventuras: Jaime González, Luisa Lanas, El Jefe (memorable su papel en Los Cabecicubos) o el General Sintacha (delirante su personaje en Los Alienígenas), entre otros. En ocasiones, estos personajes son los auténticos protagonistas de la historia mientras que Superlópez o su alter ego, Juan López, sólo desea acabar la historieta para poder sentarse ante la tele burra y disfrutar de un buen partido entre el Parchelona y el Fespañol.

Puedes comentar esta noticia en el Foro de Superman en español.

0 0 voto
Valoración del artículo
Suscribirse
Notificar de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments
Robersanz
Robersanz
7 años atrás

Que bueno Super Lopez!! anda que no tengo yo tebeos de el porque era el Superman con bigote y español jejeje gran reseña a un clásico Javi. 😉

Anónimo
Anónimo
7 años atrás

😀 ¡Brutal Superlópez! Gracias Paco y Javi.

Víctor
Víctor
7 años atrás

¡Qué grande Superlópez! Recuerdo que hace ya años inclusó se habló de un proyecto que se puso en marcha para llevar al cine al personaje de Jan.
Finalmente todo debió quedar en nada… ¡y me alegro, la verdad! Si algún día se llevara a este personaje al cine debería ser con un guión a la altura, un director que pudiera hacer ese traslado con solvencia y una buena puesta en escena, con efectos CGI creíbles, una fotografía adecuada… Algo como lo que Javier Fesser hizo hace años con "La Gran Aventura de Mortadelo y Filemón".

Around
Around
7 años atrás

¡Notición! 🙂 José Mota será el "Superlópez" cinematográfico de Álex de la Iglesia:

http://www.vertele.com/noticias/jose-mota-sera-superlopez-para-alex-de-la-iglesia/