SUPERMAN #76 (1952): CUANDO SUPERMAN Y BATMAN SE CONOCIERON

0
238
SUPERMAN #76 (MAYO-JUNIO 1952)
THE MIGHTIEST TEAM IN THE WORLD
Guión: Edmond Hamilton
Dibujo: Curt Swan (tintas de Stan Kaye y John Fischetti)
Portada: Win Mortimer 
Reseña de Javier Olivares Tolosa
Después de realizar unas detenciones en Gotham, Bruce Wayne decide dejar de ser Batman durante unos días y tomarse unas vacaciones en un crucero. Igualmente Clark Kent, Superman, va a embarcarse en el mismo crucero, y Lois acude a despedirle al puerto. Pero al llegar al barco, el exceso de pasajeros obliga a que Clark y Bruce (que no se conocen) deban compartir camarote. Los dos piensan preocupados en si el otro llegara a descubrir su identidad superheroica.
Justo se produce entonces un robo en los muelles, con unos ladrones que incendian un camión para robar unos diamantes. Lois queda atrapada en medio por culpa de su habitual temeridad, y tanto Bruce como Clark dicen que tienen sueño para poder apagar la luz y cambiarse a Batman y Superman. Pero justo cuando se están cambiando, un fogonazo ilumina el camarote y ambos se ven con sus trajes de superhéroe. Los dos deciden hablar de eso después, pero antes salvar a Lois y apagar el incendio del camión.

Tras el rescate, Bruce y Clark hacen el pacto de no revelar sus identidades a nadie y guardar el secreto. Ambos deciden embarcar en el crucero como Superman y Batman para encontrar a los ladrones (que parecen haberse refugiado en el barco), pero tienen que lidiar también con Lois, que ha embarcado para no perderse la exclusiva del robo. Bruce y Clark fingen que Clark está mareado y que Bruce se quedará a cuidarlo, y así justifican que no vayan a salir del camarote.

Superman y Batman urden un plan: Batman flirteará con Lois para mantenerla distraída mientras Superman busca al ladrón, pero Lois lo escucha y decide darle una lección a Superman haciéndole creer que se ha enamorado de Batman. Entretanto, Superman no consigue ver los diamantes ni siquiera con su visión de rayos X, aunque parece que el sospechoso principal es un supuesto ingeniero eléctrico del barco. Finalmente, el ingeniero sí resulta ser el ladrón, que se lleva a Lois de rehén en un helicóptero. Superman lanza a Batman al helicóptero para que salve a Lois, y consiguen atrapar al ladrón, que había escondido los diamantes en los proyectiles de plomo de su pistola, donde Superman no podía verlos.

Para proteger sus identidades de la perspicaz Lois, Superman y Batman tienen que inventarse una nueva treta. Superman lleva a Batman a Gotham a supervelocidad y lo vuelve a traer al barco, de modo que al día siguiente los titulares de la prensa hablen de las andanzas de Batman y Lois no pueda relacionar al justiciero con Bruce Wayne. Y al bajar del barco, Superman recibe a Lois y Clark en el puerto, con lo que también queda descartado que Clark sea Superman. Pero en realidad era Bruce quien iba disfrazado de Clark Kent, como parte del plan de los dos héroes para evitar ser descubiertos.

Solo queda por decidir quién de los dos será el favorito de Lois: ¿Superman o Batman? Pero al llegar a puerto, Lois decide irse a cenar… con Robin.

CRÍTICA

Que un número sea mítico, no quiere decir necesariamente que sea bueno. Este es un buen ejemplo. Antes de unir sus fuerzas en World’s Finest, en la Justice League, y mucho antes de hacerlo en Superman/Batman, fue precisamente en este número, en las páginas del Superman #76 (Mayo-Junio de 1952) cuando el Hombre de Acero y el Caballero Oscuro se conocieron oficialmente. Sí, es cierto que ya habían compartido portada en algunos ejemplares anteriores de los comics de la World’s Fair e incluso en los de la colección World’s Finest (que se publicaba desde 1941), pero jamás habían protagonizado una historia juntos, sino que sus andanzas habían transcurrido siempre por separado incluso en las ocasiones en las que habían aparecido juntos en la portada.
Solo por ese primer encuentro y por su primera aventura juntos, este número de Superman ya ostenta la categoría de mítico. Pero ¿es bueno? Hombre, pues… para mí, no. La historia es muy, muy floja. La trama, carente de interés. Y algunas situaciones (muchas, en realidad), son absurdas. Por ejemplo:
¿Batman cogiéndose vacaciones para irse de crucero? Sí, ya sé que el Batman clásico no era tan oscuro y amargado como el actual, pero… ¿En serio? ¿Vacaciones? 
-Bruce Wayne, un súper-multimillonario, obligado a compartir camarote con un desconocido (Clark Kent). Normalmente, Bruce Waye habría alquilado todo el barco.
-La forma en la que los dos héroes se intentan despistar para cambiarse a oscuras es ridícula. No hace falta decir más.
-Lo de que Bruce se quede a cuidar de Clark, supuestamente mareado, es un poco… no sé… ¿rarito?
Utilizar a Lois Lane como un objeto tampoco es que sea muy ético. El plan de despiste de Batman y Superman se basa en que Batman ligue con Lois. Y tan tranquilos. Vaya papelón el de la mujer en aquellas épocas.
Superman… lanza a Batman… contra un helicóptero… en movimiento. O sea, ¿qué certeza tenía de no errar el tiro, o de que el helicóptero hiciera algún movimiento brusco y Batman acabara siendo carne picada contra las hélices? 
Bruce Wayne se disfraza de Clark Kent. Claro, como el dibujo de sus dos caras cuadradas y angulosas es igual, pues tenemos que creernos que uno pueda pasar por el otro y que la pobre idiota de Lois no se entere. 
-Pero lo mejor quizá es el momento semi-pederasta de Lois, cuando pasa olímpicamente de Clark y Bruce y se va de cena con un niño (Robin). ¡Alucinante!
En fin, no negaré que la historia es rápida de leer y que con todo esto, es divertida. Pero la facilidad con la que Superman y Batman descubren sus identidades, o lo rápido que se adaptan a trabajar juntos, chirría, y mucho, con el concepto que se tiene de ellos hoy en día. Basta recordar aquel primer encuentro bryneano entre los dos, cuando persiguieron juntos a Urraca. Pero en fin, estos eran otros tiempos y este cómic es histórico por el mítico encuentro que se produce en sus páginas. No porque se produzca de la mejor manera jamás escrita.

Puedes comentar esta noticia en el Foro de Superman en español.

0 0 voto
Valoración del artículo
Suscribirse
Notificar de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments
Overman
Overman
7 años atrás

Tío, es un cómic de 1952… creo que eres muy duro. En esa época las suspicacias en los cómics no existían como hoy día, eran bastante más anodinos. Eran historietas, sin más. Yo creo que Lois no protagoniza un momento semi-pederasta como comentas…simplemente le ha invitado a cenar…y Lois ha aceptado para dar una lección a los otros 2. En realidad es una lección que nos dice que "la mujer es siempre la que elige". Y que Lois considera más maduro a Robin, siendo un chico que a 2 hombretones que parecen comportarse como niños. Además, Lois utiliza la expresión… Ver mas »

Javier Olivares
Javier Olivares
Admin
Reply to  Overman
7 años atrás

estoy muy de acuerdo, eh?? solo hacía una pequeña broma. los comics de aquella época eran así y no hay que buscarles 3 pies. 😉

pero en el resto de cosas estarás de acuerdo conmigo, no?? la historia, pese a ser un clásico, tiene algunas cosas que…

Marcelo
Marcelo
Reply to  Overman
7 años atrás

Ok, a los ojos de un lector de estos tiempos es obvio que la historia es bastante tonta… Pero creo que hasta que no aparecieron en el mundillo de DC personalidades como Len wein, Elliot S. Maggin, Denny O'Neil o Neal Adams (por nombrar algunos) en el final de la Edad de Plata, los comics eran muuuuy infantiles e inocentes. ¡Y no está mal! Estoy seguro que cuando niño de seguro la has leído y me atrevo a decir que, seguro, no te pareció absurda.Esto me recuerda que hace un tiempo comenté (en relación al affaire Superman-Wonder Woman) que cuando… Ver mas »

Overman
Overman
7 años atrás

Jajajjaja, si, es verdad…pero ¡¡¡qué especiales son estas joyas!!!. Resultan historias algo bizarras pero muy curiosas, nunca se deja de aprender con ellas. Lo de cambiarse el disfraz es de traca jajaja. Mmmmm, oye, has sacado veladamente un tema muy bueno Javi, el tema de la traspolación de la apariencia del dibu a su "realidad". Digamos ejemplos…Eso mismo que hacen Batman y Superman se ve que lo hacen en pleno siglo XXI Superman y Capitán Marvel en una historia para confundir a Luthor… ¡¡¡y lo consiguen!!!, repito…en un cómic del siglo XXI. Y Shazam, tiene una cara bastante curiosa, heredera… Ver mas »

Carlosgnr
Carlosgnr
7 años atrás

Pero eran los años 50!!! todos los comics de esa época eran así de candorosos, ingenuos y no había la malicia de hoy en día. Es imposible leer una historia adulta en un comic para niños (porque ese era el público) en los años 50!

Cesarmov
Cesarmov
7 años atrás

Jajaja ¿Rarito? Muy bueno Javi… eso mismo estaba pensando…Pues la verdad sí… XD

Superman95
Superman95
7 años atrás

Busquen el anual uno de "Superman/ Batman" de 2007, donde hacen una parodia/ homenaje a dicha aventura.

Alberto-Wan Kenobi
Alberto-Wan Kenobi
7 años atrás

Coincido con todos los comentarios…en esa epoca no se buscaban tanto los 3 pies al gato como hoy en dia, ademas hay que recordar y tener en cuenta la censura brutal que padecieron los comics en los años 50, tenias que ir con mucho cuidado con lo que publicabas o te lo censuraban, hasta que aparecio Marvel en los 60s y fue cambiando el tema, de todas formas a mi lo que mas me chirria es lo de que Bruce se dizfrace de Clark y Lois no se de cuenta, o la excusa de que se encuentra mareado, lo demas… Ver mas »

Andrés Mansilla.
Andrés Mansilla.
7 años atrás

Creo que la mayoría coincidimos que era una historia hecha en el 1952,por eso es así. Aunque en los días de hoy, se puede hacer un remake muy sabroso y rico en argumento y guión, de como crear una historia en que los dos tengan su primer encuentro y despues descubran mutuamente sus identidades.
Saludos.

Andrés Mansilla
Andrés Mansilla
7 años atrás

Quizas, podriamos crear una historia en que Clark tenga que cubrir periodisticamente un gran evento empresarial, donde acuden presidentes y políticos y donde Bruce es el anfitrion, y Clark se da cuenta que existe un gran peligro de carater terrorista, pero de alguna manera esos peligros son neutralizados, sin que Superman sepa quien está detras de todo, hasta que indagando se da cuenta que es Batman y a su vez este es el propio Bruce.

Anónimo
Anónimo
7 años atrás

¿Como va a ver los diamantes con su visión calorifica?

Javier Olivares
Javier Olivares
Admin
Reply to  Anónimo
7 años atrás

jajaja… no sé, ¿quémándolos? jejeje. Corregido, gracias por leeros los artículos e informarme cuando cometo un error estúpido como ese. 😉

Anónimo
Anónimo
7 años atrás

Lo que importa es el comic en cuestion como documento historico, ya que este es el parteaguas para la creacion de un equipo de heroes que luego se convertiria en la liga de la justicia (campeones de la justicia en los comics de editorial Novaro en Mexico) y desde entonces con estos super amigos a la cabeza…