RESEÑA DE JUSTICE LEAGUE #23.1: DARKSEID

0
79
JUSTICE LEAGUE #23.1: DARKSEID (Noviembre 2013)

Guión: Greg Pak
Dibujo: Paulo Siqueira y Netho Diaz
Reseña de Antonio Monfort

RESUMEN
En un primitivo y remoto planeta, sus habitantes están sometidos a los continuos desmanes de sus dioses que provocan estragos entre la población y sus tierras. Algunos de estos campesinos optan por rezar y esperar que la cólera de los dioses no les alcance, pero otros como Uxas, están convencidos de que rezar sirve de bien poco y sobrevivir o no depende más del azar y el capricho de estos seres que otra cosa.
Harto de estos desastres, un día Uxas decide entrar a hurtadillas en la residencia de estos dioses y a base de susurrarles mientras duermen, siembra la discordia entre ellos y provoca una guerra entre los mismos. El conflicto es brutal y arrasa la población del planeta, pero debilita a estas criaturas hasta el punto de que al fin, Uxas puede acabar con ellos uno a uno, absorbiendo el poder de los mismos con cada asesinato. Uno de los dioses moribundos, sintiéndose acabado y apreciando la fe demostrada por el hermano de Uxas, Ixaya, le entrega a este su poder antes de morir. Los dos hermanos no tardaran en enfrentarse ya como Nuevos Dioses y la batalla destruirá aquel primitivo planeta. 
Con el tiempo, de los restos de aquel mundo surge uno nuevo, Apokolips, gobernado con extrema crueldad por Uxas, ya conocido por todos como Darkseid. Pero también en aquel oscuro planeta surgirá un rebelde: Kaiyo, el portador del caos, cuyas bromas y desorden provocan la ira del señor de Apokolips. Sin embargo, Kaiyo puede teletransportarse entre dimensiones, lo que lleva a Darkseid a perseguirle y a descubrir mundos donde habitan seres tan poderosos como él mismo. Esta revelación supone un reto para el Nuevo Dios que se dedica a eliminar a aquellos campeones, dimensión tras dimensión, hasta que finalmente en una de ellas es detenido por estos héroes.
Kaiyo cree que por fin el tirano ha sido derrotado, pero el señor de Apokolips le revela que en realidad no ha hecho más que manipularle, utilizándole para llegar a todas esas dimensiones y preparándose para asumir retos cada vez mayores. Darkseid está muy lejos de ser derrotado.
CRÍTICA
Nueva revisión del origen de uno de los villanos fundamentales e ineludibles del universo DC que simplifica bastante el planteamiento que el “Rey” Kirby utilizó en los setenta, pero que no está exenta de interés.
Este Darkseid ya no es un príncipe, sino un rebelde, un campeón que se rebela contra poderosos Dioses y que se forja a sí mismo en un crisol de furia y guerra. La historia narrada por Pak prescinde de prácticamente todos los secundarios habituales en las historias del Cuarto Mundo, pero es épica y legendaria, consiguiendo además que lleguemos a empatizar con alguien como Darkseid, lo cual no deja de tener mérito. El guionista además barre para casa e introduce entre otros conceptos, al Dios Kaiyo que está usando en “Superman/Batman” dotando al conjunto de una coherencia que este nuevo universo DC necesita como el comer. Si alguna pega se le puede achacar a esta historia es que hubiera necesitado mucho más de un cuaderno para desarrollarse como se merece y que por tanto muchos aspectos de la historia se quedan atrapados en elipsis narrativas que provocan muchas preguntas. Sin embargo, aunque esto puede suponer un cierto lastre para el cómic que estamos comentando (no demasiado ya que Pak utiliza bastante bien este recurso para centrarse en aquellos aspectos que le interesa subrayar), también deja la puerta abierta a que entregas futuras nos cuenten más detalles de esta “dimensión” que ahora es el Cuarto Mundo. A este respecto interesante también el hecho de que sea el mismo Darkseid (y no versiones paralelas) quien haya provocado el desastre que vimos en el número uno de “Tierra 2” y en la primera saga de “Justice League” estando situado Apokolips (y suponemos Nueva Génesis) en otra dimensión y no en otro punto del espacio como ocurría en el universo tradicional.
El dibujo es francamente interesante, es sólido, bien proporcionado, expresivo en los rostros y movimientos además de lo suficientemente detallado como para transmitir todo lo que la historia demanda. Aunque hay dos artistas detrás del mismo, sus estilos encajan lo suficientemente bien como para que apenas se noten divergencias y el resultado final es brillante.
Con todo, un cómic muy disfrutable que otorga al Darkseid de los “New 52” una solidez fuera de toda duda y que en manos de buenos equipos creativos nos puede llegar a dar grandes historias. Si hubieran empezado así el reboot, nos habríamos ahorrado muchos disgustos estos últimos años.

Puedes comentar esta noticia en nuestra página de Facebook.

0 0 voto
Valoración del artículo
Suscribirse
Notificar de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments
juanofsteel
juanofsteel
7 años atrás

Javi, Juan Carlos, Alberto, Antonio… no comentaron respecto a que Superman de tierra-2 esta vivo y que Darkseid lo transformó (SPOILERS) en Brutal en Earth 2.. pero mi pregunto que si este brutal fue alimentado por energía de los otros supermanes o por la energía misma de Darkseid (como se ve al final de justice league 23.1, y sus dimensiones son enormes) porque en el numero 15 de earth 2 su visión de calor puede ser dirigida como los rayos omega… no se que opinan diganme su opinion al respecto … si concuerdan o que mas me pueden decir?

Antonio Monfort
Antonio Monfort
Reply to  juanofsteel
7 años atrás

Hola Juan. No está confirmado que Brutale sea efectivamente el Superman de tierra 2 vivo y transformado por Darkseid, aunque han dejado caer muchas pistas en esa dirección. En cualquier caso, tampoco sabemos si se trata del mismo personaje que vemos al final del JL 23.1. Lo que parecen dar a entender en ese comic, es que Darkseid ha creado "alguien" a partir de los Supermanes que ha ido eliminando en distintas dimensiones. Habrá que esperar para ver si efectivamente es brutale o se trata de otro personaje.